top of page
Buscar
  • Foto del escritorNicolás

Guía esencial para reformar tu piso en un edificio protegido en Madrid










En el corazón de Madrid, se encuentran numerosos edificios y espacios que son verdaderos tesoros de la historia y la cultura. Estos edificios y espacios, por su valor histórico, artístico o natural, están protegidos y catalogados para preservar su esencia y su contribución al patrimonio de la ciudad.

Si tienes la suerte de vivir en uno de estos edificios protegidos y estás pensando en hacer reformas en tu piso, es importante que sepas que hay ciertas reglas y regulaciones que debes seguir. Estas reglas están diseñadas para asegurar que cualquier cambio que hagas respete y conserve el valor histórico y artístico del edificio.

Antes de comenzar cualquier proyecto de reforma, es crucial que te pongas en contacto con un técnico o un experto en la materia. Ellos pueden ayudarte a revisar si tu edificio está protegido y a entender las restricciones y requisitos específicos que esto implica. Recuerda, cada edificio es único y puede tener sus propias reglas específicas.

A continuación, te presentamos algunas de las reglas generales que debes tener en cuenta si vives en un edificio protegido y quieres hacer reformas en tu piso:



Requisitos para la fachada:

  1. Carpinterías de fachada: Si necesitas sustituir las carpinterías de la fachada, como ventanas o puertas, debes mantener la estética original. Esto significa que las nuevas carpinterías deben parecerse a las antiguas en diseño, despiece, escuadrías, materiales, colores y retranqueo. Además, si vives en la planta baja, debes asegurarte de que las nuevas carpinterías estén retranqueadas del plano de fachada igual que las originales. Si no existieran datos sobre el retranqueo, se llevará a haces interiores del muro o con un retranqueo mínimo de 15 cm del plano de fachada para los de catalogación ambiental, y de 25 cm en el resto de los inmuebles catalogados. En el nivel 3 de protección, la sustitución puntual de carpinterías que no sea conforme al modelo original, requerirá Acuerdo de la Comunidad de Propietarios que determine el modelo a seguir.

  2. Persianas y vidrios: No se admitirá la instalación de persianas con capialzados al exterior ni tampoco efectuar divisiones en los vidrios distintos de los existentes en los huecos originales.

  3. Colores: En el repintado de fachadas el color a emplear será el original o, en su caso, el correspondiente a la época de construcción del edificio o el dominante de la zona. El color del material de acabado de la fachada no podrá afectar negativamente ni a la estética ni al entorno en donde se ubique el inmueble.

  4. Balcones: La sustitución de las bandejas de los balcones deberá realizarse utilizando el mismo sistema y materiales similares a los empleados en los originales.

Otros requisitos generales:

  1. Estructura del edificio: Si necesitas hacer cambios en la estructura del edificio, como los muros de carga, debes usar materiales similares a los originales. Sin embargo, en ciertas áreas como sótanos o zonas húmedas, puedes usar materiales modernos. Además, si necesitas hacer una consolidación puntual de la estructura, esta será admisible siempre que se trate de actuaciones muy limitadas y concretas que afecten a un pequeño porcentaje de la estructura del edificio.

  2. Baños y cocinas: Solo puedes poner baños que den a la calle si puedes demostrar que esa era su ubicación original. Además, no puedes instalar salidas de humos o elementos que cambien el aspecto de la fachada. Las rejillas de ventilación deberán ocupar todo el ancho del hueco e integrarse en la carpintería exterior.

Es importante destacar que en algunos casos, como la sustitución de carpinterías de fachada, puede ser necesario obtener el consentimiento de la comunidad de propietarios. Este consentimiento se plasma en un Proyecto de Conjunto que abarca la totalidad de la fachada afectada y al que deberán sujetarse el resto de propietarios que pretendan sustituirla.


Estas son solo algunas de las reglas generales. Cada edificio es único y puede tener sus propias reglas específicas. Por eso, es importante que hables con un experto antes de empezar cualquier reforma.



En resumen, reformar un piso en un edificio protegido en Madrid puede ser un proceso complejo debido a las numerosas regulaciones y requisitos que deben cumplirse. Sin embargo, no tienes que navegar por este proceso solo. En nuestro estudio de arquitectura, contamos con expertos que tienen una amplia experiencia en la gestión de reformas en edificios protegidos. Podemos ayudarte a entender y cumplir con todas las regulaciones pertinentes, y a preparar y presentar la documentación necesaria.

Además, podemos trabajar contigo para diseñar una reforma que no solo cumpla con todas las regulaciones, sino que también haga realidad tus visiones para tu hogar, respetando al mismo tiempo el valor histórico y artístico del edificio.



Por lo tanto, si estás pensando en reformar tu piso en un edificio protegido, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Estaremos encantados de ayudarte a navegar por este proceso y a realizar la reforma de tus sueños de la manera más sencilla y eficiente posible. Recuerda, es esencial contar con un técnico de confianza para garantizar que tu reforma se realice correctamente y en cumplimiento de todas las regulaciones.


¡Esperamos tener noticias tuyas pronto!

43 visualizaciones0 comentarios

コメント


bottom of page